Luz Rasante

Filacterias. Conservando te enriqueces

Escrito por Iván el Viernes, 14 de junio del 2013 a las 17:43

Foto de perrimoon en Flickr

Los hombres sabios y que valoran con justicia las leyes de la vida civil embellecen con obras de arte las ciudades que carecen de ellas; los hombres necios, en cambio, las despojan de sus ornamentos y así, sin ninguna vergüenza, dejan para la posteridad el recuerdo de su malvada índole. De todas las ciudades bajo el sol Roma es la más grande y la más bella, porque ha nacido no del poder de un solo hombre, sino que la larga serie de Emperadores, la convergencia de la obra de los hombres más ilustres, empleando riquezas infinitas en una larga sucesión de años la han embellecido con obras maestras de artistas venidos de todo el mundo. Por tanto, quien arruinase tantas grandezas, sería reo de un grave delito contra todos los hombres del futuro, pues privaría de su valor a los abuelos e impediría a los nietos disfrutar de la vista de las excelsas obras de sus antecesores (…) Destruyendo Roma no pierdes una ciudad de otros, pierdes tu propia ciudad (…) conservándola te enriqueces fácilmente con la posesión más espléndida del mundo”

Procopio de Cesarea. La guerra gótica, III, 22. Visto en el blog 356 días de luz y sombra !recomendado!

Comentarios (291)

Categoria: Filacterias,Historia de la restauración,Restauración

¿Qué es luz rasante?

La luz rasante es un sencillo método de examen para el análisis de las obras de arte. Es tan simple como situar un foco de luz de manera que ilumine la obra desde un ángulo lateral casi en paralelo con su superficie. Gracias a la luz rasante es posible apreciar detalles de la pieza que a simple vista pasaban desapercibidos. Algo parecido es lo que propone este blog. Poner de relieve y analizar de una forma sencilla temas relacionados con el arte el patrimonio, su conservación y su restauración.